temp3

temp3

domingo, 23 de diciembre de 2012

Una obra de amor



CUADRO: Las 3 señoras y Munani están sentados en sillas de plástico al frente de la enfermera que lleva un fólder con varias hojas. A su costado una mesa llena de bocaditos y varios globlos con forma de flores. La habitación es grande, la puerta está abierta y el reloj marca las 10:00 am

ACTO I

ENFERMERA: Muy bien, gracias por venir. Sé que habíamos quedado para las 9 am pero al parecer varios no pudieron asistir y ya no podemos esperar más. Esta reunión es muy importante porque queremos mantener el contacto con nuestro pacientes, saber cómo podemos mejorar el servicio y conocernos un poquito más. Quisiera que tomen una hoja y con un lapicero llenen los datos del paciente, su diagnóstico, su edad, sexo, la enfermera que lo atiende y algunas observaciones sobre qué cosas podemos implementar.

(Las señoras y Munani comienzan a escribir en sus sitios y la enfermera saca una de las hojas del fólder mientras camina por la habitación. Una vez que todos dejan de escribir la enfermera lee el texto que tiene en mano)

ENFERMERA: Parálisis cerebral.  Puede causarse en el período prenatal, perinatal o postnatal. Hay una lesión cerebral que interfiere en el desarrollo normal del niño. Daño en las funciones motrices y transtornos asociados como retraso mental, epilepsia, problemas de crecimiento, visión y audición limitada etc. Tratamientos: La parálisis cerebral no se puede curar. (Mirando a las señoras y a Munani) ¿Alguien con este diagnóstico?

SEÑORA 1: Yo

ENFERMERA: Claro que sí, nuestra amiga tan querida que siempre viene por su nietecito ¿Alejandrito verdad?

SEÑORA 1: Sí

ENFERMERA: (Sonriendo) Alejandrito es un chico bello que ya desde hace 3 años es parte de nuestro servicio y lo queremos bastante. ¿Crees que nos puedas compartir un poco de tu experiencia?

SEÑORA 1: (Devolviendo la sonrisa y parándose en su sitio). Buenos días con todos. Alejandrito es mi nieto, es mi niño, es mi vida, es mi todo. Él tiene parálisis cerebral de nacimiento, no camina y tampoco se sienta. Yo  soy quien lo atiende, yo lo visto, lo baño, le preparo su comida, es mi dedicación del día a día. Su mamá lo abandonó y su papá, pues ni le interesa, una vez me dijo "si lo quieres tanto entonces cuídalo tú"... (acomodándose los lentes y con voz fuerte) pero no importa, mi hermana me apoya a cuidarlo y puedo decir que no he dejado que a mi bebe le salga hasta el día de hoy ¡ni una sola escara!

ENFERMERA: Wow aplausos por eso...

 (Todos en la habitación aplauden)

SEÑORA 1: Yo misma le cambio la sonda nasogástrica, le pongo los enemas cuando se estriñe o sino le saco su deposición, le hago sus masajes, le pongo su medicamento en las horas que no puede venir la enfermera. Últimamente estaba algo flaquito (Sonriendo) pero le he comenzado a dar un licuado de quiwicha, avena y huevo que ya su carita está llenando. Hay días que está de buen humor y otras que no aguanta nada, ya lo conozco y siempre le converso. Mi hijito no habla, pero sé que me escucha y él sabe que lo amo con todo mi corazón... (quiebre de voz. Pausa, respira hondo y luego con mirada seria) Lo que sí quisiera que mejore es la atención en el servicio de rehabilitación, allí sí hay mucho que mejorar, pero por lo demás, todo bien señorita, ustedes son un gran alivio para mi y para mi Alejandrito...

ENFERMERA: Y usted es un gran ejemplo para todos nosotros, un fuerte aplauso nuevamente para la señora (todos aplauden) y tome asiento para que se sirva los bocaditos

SEÑORA 1: No disculpe, me tengo que ir porque he dejado al bebe con una sobrina y tengo que recoger sus análisis antes de irme.

ENFERMERA: Ok señora no se preocupe, gracias por venir, cuídese mucho y saludos a Alejandrito

SEÑORA 1: Mas bien muchas gracias por hacer esta reunión y que todos pasen una feliz navidad. (Da un beso a la enfermera y se despide en general saliendo de la habitación).

ENFERMERA: Muy bien alguien más que quiera compartir también su testimonio hoy con nosotros...(mirando a Munani). A ver el único joven que hoy nos acompaña ¿eres paciente o vienes representando a un familiar?

MUNANI: Soy paciente

ENFERMERA: Ahhh claro, tú debes ser el de mayor edad porque todos a los que atendemos son casi niños. Muy bien, ¿crees que puedas hablarnos de tu diagnóstico y también compartir tu testimonio?

(Munani toma el fólder y entre las hojas encuentra la que explicaba su presencia en ese lugar. Comienza a leer en su mente, lo ha leído ya tantas veces pero ahora lo ve diferente, tan simple, tan sencillo, tan nada a comparación de lo que tenía que soportar Alejandrito. Recuerda a la señora que acababa de retirarse, piensa en lo que es entregar su vida por completo a alguien que ama con todo su ser, cuando alguien se vuelve el centro de tu universo, cuando te vuelves la oportunidad de vivir de otra persona, cuando dos personas se vuelven el todo de la otra ¿tanto amor es posible? piensa y la única respuesta va bajando por su mejilla y se estrella sobre las hojas)

26 comentarios:

  1. WOW! que bonito!
    Pero solo fue la lagrima? Pudiste expresar lo que estaba contenido en la lagrima?
    Pobre Alejandro, Pobre Señora 1, que tristeza y sin embargo que BONITO!!

    Muy buena entrada "Munani"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay lágrimas por tristeza o por alegría y ambas cosas sentí en ese momento.

      Eliminar
  2. EL corazón humano está tan fantásticamente diseñado para aferrarse y pelear muy duro; logra sacrificios realmente de admirar. Bonita entrada.

    ResponderEliminar
  3. Ay Munani, me hiciste moquear. Es verdad, hay momentos en los que nos agobiamos con nuestros problemas, que por muy positivo que se intente ser, hay días en que cuesta, pero luego uno escucha o ve gente que vive situaciones mucho más complicadas y hace que uno valore más lo que tiene.

    Alejandrito tiene la bendición de tener a su abuelita. De sus papás mejor no comento, porque solo me vienen a la mente groserías.

    Besitos Munanito, demasiado bello tu post :0)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienen la bendición de tenerse ambos. Besitos Mina :)

      Eliminar
  4. A veces, los milagros ocurren. Y puede que el diagnóstico cambie al revisar nuevamente al paciente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que el milagro de su amor ya está presente.

      Eliminar
  5. Yo también te quiero mucho, Munani. Mi amistad y agradecimiento infinito para ti. Y que esa respuesta, no vuelva a caer más por tus mejillas, munanito!

    ResponderEliminar
  6. Hay que lindo!! ^^


    Pd: Jumm !!! No dejo de tararear su canción (ya casi me la aprendo):P

    ResponderEliminar
  7. ya me dió penita
    y es que las historias son muy tristes, q señoras para más entregadas.
    ¿Amaré alguien asi?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que todos somos capaces de amar así, lo único que no lo sabemos.

      Eliminar
  8. muy tierno munani, historias reales que nos hacen ver lo poco que a veces apreciamos lo que tenemos en casa.
    Besos
    y feliz navidad

    ResponderEliminar
  9. parafraseando a mi madre: detras de alguien q sufre, hay alguien q sufre mas. por eso hay q tener mucho cuidado cuando maldecimos nuestra suerte, porque de hecho hay personas q darian lo q fuera por intercambiar sus vidas por las nuestras.
    saludos, munani

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, pecamos de quejones, felizmente siempre habrá alguien que nos haga pisar tierra de nuevo. Saludos Ludobit y Feliz Navidad :)

      Eliminar
  10. Diablos, me dieron ganas de llorar con el caso de la señora uno. u.u

    ResponderEliminar
  11. Genial, muy bien escrito, te felicito, sabes llevar el ritmo. Ahora, en cuanto a la historia, me refuerza una idea que vengo teniendo para completar algo que tengo escrito.
    Un abrazo y feliz año!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias y que bueno que te sirva la historia :)

      Eliminar
  12. Hay taaantos problemas mayores a los nuestros y a veces pensamos que morimos por tonterías.
    Me gustó mucho tu entrada.
    Un abrazo y Feliz Año Nuevo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay tantos problemas... un abrazote Serudio

      Eliminar